Consecuencias/Testimonios

“Era un agujero donde llegaba el humo de todas partes. Había días en los que la gente tenía que ir con un pañuelo tapándose la boca y la nariz porque no se podía respirar” Buena parte de la población sufría problemas respiratorios y la contaminación era tan intensa que, tal y como recuerdan los vecinos, la ropa tendida en las ventanas adquiría un intenso tono amarillento y hasta las medias de las mujeres se “quemaban” si se acercaban demasiado al área industrial.

Fuente: La primera gran protesta vecinal; Se cumplen 40 años de las movilizaciones contra la contaminación en Erandio, que se saldaron con dos vecinos muertos en los enfrentamientos con la Policía – El País

“Estas empresas serían causantes, junto a otras, de las nubes tóxicas que aparecieron en 1969, que tuvieron como consecuencia las protestas populares en los días de octubre de aquel año, recordada por muchos vecinos aun, y que tendrían como consecuencia fatal las muertes de Antón Fernández y Josu Murueta.

                                                                                                                     Fuente: Historias de Erandio

“Hasta en mi pueblo, Leioa, Vizcaya, tenemos “cariño” a Dow Chemical. A pesar de que cerró su fábrica en 2009, los que jugábamos a fútbol en el gran Txantxarrene, seguro que nos acordaremos de Dow para toda la vida, porque el campo de fútbol estaba al lado de su fábrica de poliestireno extruido, y me acuerdo que había días en los que era prácticamente imposible correr porque te ahogabas del perfume que echaba la fábrica. Espero no tener que acordarme algún día de haber corrido todas las tardes por ese campo y respirando ese aire fresco.”
     Fuente: Blog de Alex Rayón Jerez 

“La empresa química Dow Chemical S.A., que eligió la zona de Udondo para instalarse. La instalación de esa nueva factoría hizo que subiera un poco el listón de riqueza y de habitantes con nuevos grupos de casas, pero bien caro lo pagamos los que allí habitábamos, pues si antes teníamos playas donde poder bañarnos los ríos y ría del Nervión se hicieron prohibitivas para cualquier tipo de baño y lo peor que el Nervión que era  rico en angulas y otro tipo de pescado se quedó muerto. Había días que para andar por la calle tenías que taparte la nariz con un pañuelo para poder respirar.”

                         Fuente: Iriarte,I.U. (2003) Libro Leioa “Sus barrios y pluralidades”

“Recuerdo cuando la contaminación no nos permitía casi ni respirar y te picaban los ojos, mi ama me llevaba a casa corriendo y cerraba todas las ventanas de casa hasta que pasase la nube roja aquella que aún recuerdo. Para subir a as trabadura se pasaba por, medio de la fábrica y el tráfico estaba rulado por un semáforo, subíamos mucho a astrabudua a coger el microbús para ir a bilbao, ya que ir e otro transporte público era muy complicado. Recuerdo que el tren pasaba por lejona a las doce y a las tres, y de autobuses casi ni hablar. Que mal olía lejona por la unquinesa por cierto.”

                                                                                                                           Aitor De Latorre Corniero

“Yo soy de Astrabudua, y aunque ya no vivo allí mi familia lo sigue haciendo. Así que conozco bien este sitio, cuando era niña (años 80) la contaminación todavía era fuerte y según de dónde soplaba el aire, se llenaba todo de una capa amarilla y ese día no salíamos al patio del cole en el recreo.
Caminando por el otro lado, la bajada de Astrabudua a Leioa por donde aún está el estanque, siempre estaban los patos, se solía decir que los iban cambiando cada poco porque se morían y ponían otros nuevos para que pareciera que no había contaminación; leyenda urbana o realidad, no lo sé. Una vez que nos llevaron del cole a ver la fábrica, pero lo único que vimos fueron las oficinas y nos dieron una charla de primeros auxilios (cómo hacer el boca a boca, un torniquete y cosas así). Estaría en 7º u 8º de EGB. Supongo que era una forma de limpiar su imagen de cara a la población, aunque no creo que colara.”

Marhya en el blog Piensa en un lugar

También puedes leer este estudio sobre la “Caracterización topográfica , geológica y  ecológica del humedal de Astrabudua  (Leioa, Bizkaia) que se encuentra en parte en los terrenos de la antigua fábrica; https://apps.euskadi.eus/contenidos/informe_estudio/azti_eremu_babestuak_002/es_def/adjuntos/Informe_Astrabudua_mayo_2011.pdf

Además de contaminar y proporcionar trabajos, Dow Chemical también proporcionaba la Beca Dow Chemical que anualmente otorgaba la empresa  a uno de los alumnos que cursan Grado Medio en el Conservatorio Municipal de Leioa. Con esta ayuda el o la joven podía terminar los 4 cursos de formación musical que le quedaban por delante totalmente gratis, esto suponía una cantidad aproximada de 7.000 euros. Actualmente este tipo de Beca la proporciona la fundación Vicrila de la fábrica de vidrios de Leioa

Manda tu testimonio a inforcarol@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s